Londres: Por Siria, el cambio climático y los 43 de Ayotzinapa

Londres 2Por Siria, el cambio climático y austeridad, miles toman las calles de Londres y el Reino Unido. Se realizan, también, acciones de solidaridad con México y los 43 estudiantes de Ayotzinapa.

En el contexto de la XXI conferencia del cambio climático (conocida como COP21), las manifestaciones mundiales por el cambio climático y el programa de austeridad económica, se complica la situación política en el Reino Unido.

El jueves 26 de noviembre el grupo “Plain Stupid” bloqueó el túnel que lleva a las terminales 1,2 y 3, del aeropuerto de Heathrow, en donde se encadenaron y detuvieron el tráfico para denunciar la catástrofe del cambio climático.  El domingo 29, alrededor de 70,000 personas salieron desde las inmediaciones de Hyde Park exigiendo soluciones al cambio climático, trabajo y justicia. Con discursos del laborista Jeremy Corbyn y del activista Kofi Mawuli Klu, entre otros, la marcha estuvo encabezada por el bloque Los condenados de la tierra, integrado por más de 13 organizaciones de latinoamericanos, africanos y asiáticos.

Atravesando Westminster, la marcha siguió el canto del pueblo Sami, uno de los últimos pueblos indígenas de Europa, y la fortaleza de los maoris de Nueva Zelanda. Al unísono de “Colonialism stills, your climate profit kills”, (el colonialismo sigue, su ganancia climática mata) manifestantes denunciaron las causas políticas detrás del cambio climático y aseguraron que el ecocidio no podrá detenerse si no se terminan primero todas las prácticas colonialistas del sistema económico actual.

Cabe destacar que en el bloque que lideró la marcha se encontraban colectivos en solidaridad con México, quienes aprovecharon el marco año dual México-Reino Unido 2015 para expresar su solidaridad con las luchas ambientalistas, y denunciar el despojo y la  la opresión contra los pueblos indígenas que defienden sus tierras y otros recursos naturales.

Los colectivos también portaron imágenes de los 43 estudiantes de Ayotzinapa desaparecidos desde el 26 de septiembre del año pasado. En Edimburgo, además de alzar la voz por Ayotzinapa, defensores del medio ambiente repartieron volantes denunciando al arquitecto británico Norman Foster por colaborar en la construcción del nuevo aeropuerto de la ciudad de México, que afectará el ambiente del valle de México.

La marcha de este domingo tuvo un fuerte tinte político, pues además de unir a distintas campañas trabajando por lo que denominaron justicia climática, se hizo eco de las manifestaciones que un día anterior reunieron a miles de personas para protestar contra la cooperación militar del Reino Unido que el primer ministro, David Cameron, ofreció a Francia para atacar al Estado Islámico mediante bombardeos en Siria. La marcha contra el cambio climático también replicó las demandas contra el programa de austeridad impulsado por el partido conservador. Bajo el lema “They cut, We bleed” (ellos recortan, nosotras sangramos), activistas recordaron que la violencia intrafamiliar cobra la vida de 2 mujeres cada semana. El lema acuñado por Sisters Uncut hace referencia al programa de austeridad encabezado por el partido conservador inglés, que reducirá el gasto en programas preventivos contra la violencia y para la atención de mujeres víctimas de violencia de género.

Durante esta semana de manifestaciones y acciones por la justicia climática, contra el intervencionismo militar en Siria y contra el programa de austeridad, destacaron acciones de solidaridad con Ayotzinapa.

El sábado 28, London Mexico Solidarity presentó por segunda ocasión en Londres el documental Ayotzinapa: crónica de un crimen de Estado, y el 25 de noviembre YORK PEN (organización estudiantil de la Universidad de York dedicada a la defensa de la libertad de expresión) hizo una acción con 43 sillas y los rostros de los normalistas.

Con información de London Mexico Solidarity, fotos de London Latinxs y LMS.

Londres 1Londres 3 Londres 4 Londres 5

 

 

Deja un comentario