¡FUERA ZACARÍAS DEL CENTRO DE EXTERMINIO N.13! Entrevista a Familiares de Zacarías García López, preso político loxicha

El pasado 17 de Abril seis de los siete presos políticos Loxicha, fueron trasladados del centro de exterminio n.13 ubicado en Mengolí de Morelos, Miahuatlán, Oaxaca, de regreso al penal estatal de mínima seguridad de Ixcotel, en la ciudad de Oaxaca, con un fuerte alivio de sus familiares y de ellos mismos, por el mejoramiento sustancial de sus condiciones. Sólo uno de ellos, Zacarías Pascual García López, no fue trasladado y el 7 de mayo va a cumplir 11 meses de permanencia en el CEFERESO n.13

https://www.youtube.com/watch?v=ewRG6SJYTgo

Hasta el día de su visita mensual, el 29 de abril, los familiares de Zacarías se enteraron que los otros seis presos ya no se encontraban en el CEFERESO 13, ya que los días anteriores se encontraban en su comunidad en la región Loxicha donde no hay señal de celular ni cuentan con teléfono fijo.

Mi nombre es Eufemia Cecilia Luna José y soy esposa de Zacarías Pascual García López”.“Mi nombre es María del Carmen García Luna y soy hija de Zacarías”.“Mi nombre es Luis Miguel García Luna y soy hijo de Zacarías”.

El 29 de abril teníamos visita para ir a ver a Zacarías y ese día nos enteramos de que él estaba solo porque sus compañeros estaban trasladados, estaba triste porque no sabe a donde se los llevaron,se siente muy solo, ya no es igual. Me dijo en pocas palabras, por el poco tiempo que nos tocó de visita, que hablara con los familiares de los otros presos para saber donde estaban los demás”

Ni Zacarías, ni sus familiares, saben por qué razones fueron trasladados sus compañeros y él no. Como ya lo denunció Álvaro Sebastián, así como los familiares de los presos y la prensa, las condiciones de los presos en el CEFERESO 13 son degradantes y violan a los derechos fundamentales de todas las personas. Así lo describe su hija:

Lo notamos como un centro de exterminio. Desde que llegó mi papa ahí toda nuestra vida cambió. Ese lugar nos intimida. Nos sentimos como unas hormiguitas llegando al Centro. Al principio sentíamos miedo porque no sabíamos el reglamento, teníamos miedo de decir algo que pudiera perjudicar a mi papá. Por eso hacíamos todo lo que ellos nos decían. Esa primera vez casi no reconocíamos a mi papá porque estaba cambiado, rapado, con uniforme. Su forma de ser cambió mucho, antes era muy sonriente y no bajaba la mirada. Esta vez estaba muy tembloroso, tenia miedo”.

Uno de los mecanismos de deshumanización que se utilizan en el CEFERESO n.13 es el aislamiento. Los familiares solo tienen derecho a una visita mensual de cuatro horas, en donde los familiares no lo pueden ni tocar, bajo la amenaza de ser castigados con la cancelación de la visita por un año y a una llamada semanal de 5 minutos. El esfuerzo que representa para su familia irlo a visitar es muy grande, por el gasto y la escasez de transporte de su comunidad a San Agustín Loxicha y de San Agustín a Miahuatlán. En la última visita…

Nosotros llegamos a las 10 de la mañana porque no hay transporte para venir. Hasta la 1 nos dieron permiso para entrar por todas las revisiones. Pero nos dijeron que el tiempo iba corriendo desde las 9 entonces no nos dieron mas tiempo para estar con el. Sólo dos horas”.

Zacarías, tampoco puede aprovechar las llamadas porque su familia no cuenta con un teléfono fijo. La situación de su familia ha sido gravemente afectada desde el traslado del junio pasado ya que Zacarías podía mantenerlos desde el penal de Etla, donde se había convertido en un maestro carpintero. En los últimos 11 meses, son su esposa y sus tres hijxs, la última de poco más de un año, quienes tienen que mantener a Zacarías, a partir de su trabajo en el campo desde una región empobrecida como lo es la región loxicha. Así lo relatan su hijo y su esposa:

A mi papá le están acusando de crímenes, le dicen que el fue a matar a tal persona y esa es mentira, el estuvo conmigo el día que lo acusan de los crímenes. El era una gente respetuosa, no le gustaban los problemas, dio servicios a la comunidad. Y también iba a trabajar para mantenernos. Y desde la cárcel él trabajaba en la carpintería. Y ahora que fue en Miahuatlán no tiene para mantenernos. El gobierno nos esta pidiendo 600 pesos mensuales para darle a mi papá para que le den de comer si no no le dan nada”.

Cuando estaba en Etla le daba trabajo a 6 presos más. Pero ahí en Miahuatlán no le dan nada de dinero. Nomás trabaja para que le den de comer”.

Cómo todos los presos loxicha, Zacarías está preso por crímenes que no cometió. Además de ello, el sistema jurídico no está tampoco cumpliendo con los trámites que deberían garantizarle su pre-liberación. La familia de Zacarías, junto a la de Justino, quien está en su mismo expediente, ya pagaron la alta suma correspondiente a la “reparación del daño”, uno de los requisitos para su pre-liberación, sin embargo ni Zacarías ni Justino han salido en libertad y no saben por qué.

Del caso no se porque el licenciado1, siempre nos dicen que falta solo un documento que les pasen desde el penal de Etla pero nunca llega. Me pidieron un aval moral y un aval laboral, para rellenar, lo rellenamos, me dijeron que eso es porque va a salir, pero no sabemos nada. Ya pagamos su preliberación, de Justino y Zacarías 48.000 pesos.

Después de 18 años exigiendo la libertad de su familiar como preso político, injustamente e ilegalmente encarcelado por delitos que no cometió, lxs hijxs de Zacarías comparten su visión del gobierno.

El gobierno no da la cara para responder al problema. Los están tratando como delincuentes, pero ellos no lo son. Lo único que le interesa al gobierno es subir más alto y ganar más poder y más riqueza y aprovecharse de nosotros que a veces no tenemos la experiencia de lo que tenemos que hacer, violan nuestros derechos sin que podamos hablar sobre aquello que sentimos”.

El gobierno nada más estando en el poder, se siente mas poderoso que nosotros. Nosotros nos dedicamos al campo, a veces no se logra. El gobierno come cinco veces al día, nosotros a veces dos”.

La familia de Zacarías exige su inmediata liberación, mientras eso pase:

Exigimos que lo regresen a el al penal de Etla, se encuentra totalmente solo en este penal. Ya no puede hablar con nadie, que se regrese igual como se regresaron sus compañeros”.

También envían un mensaje a todas las personas que han demostrado su solidaridad desinteresada con la situación de los presos loxicha:

Les damos las gracias por apoyarnos, por escucharnos. Es un alivio para nosotros desahogarnos y queremos romper la cadena con la que nos sentimos amarrados. Les doy las gracias a los compañeros que están en otros lugares, a los que también tienen presos…”

Los verdaderos delincuentes están libres y nuestros presos siguen encerrados. Les doy las gracias a todos los que nos están ayudando, por si ellos también tienen familiares que se encuentran en la misma situación, Que nos ayuden en lo que hagamos para que nuestros familiares salgan pronto”.

¡PRESOS POLÍTICOS LOXICHA LIBERTAD!

¡FUERA ZACARÍAS DEL CENTRO DE EXTERMINIO N.13!

1Defensor Público Federal.

 

Deja un comentario