Juez Ubando López se niega a hacer efectiva la Ley de Amnistía en el caso de Luis Fernando Sotelo, arbitrariamente detenido

Carta de Luis Fernando Sotelo
Jueves 14 de junio 2018

Hola, un saludo fraterno a las compañeras y a los compañeros:

-El día lunes 11 de junio, se emitió la resolución de la ultima demanda de amparo. En la cual me niegan el amparo, para confirmar la sentencia de la sala penal, con 4 años 8 meses 4 días de prisión.
Lo que sigue en este sentido es promover la Revisión de lo anterior porque aún sigo siendo considerado culpable por ataques a la paz publica y ataques a las vías de comunicación.

-El día Miércoles 13 del mismo mes ratifique en los juzgados (32°) un escrito para que se aplique en mi caso “La Ley que extingue la pretensión punitiva y la potestad de ejecutar penas y medidas de seguridad contra todas aquellas Ciudadanos y Ciudadanas…” Mejor conocida como Ley de Amnistía.
El mismo día el juez Ubando lópez resolvió acerca de lo mismo (sic), me niega un beneficio que por derecho debería gozar de manera inmediata, y así entonces salir del reclusorio. No me sorprende el actuar del mismo juez que con la terminación del juicio definió en la sentencia a 33 años de prisión.
Por lo que hemos acordado (abogados y yo) ingresar la sin razón persistente del fallo del trigésimo segundo juez, tanto en el juicio como en el intento de mantenerme aun preso.

Los argumentos que da el juez Ubando López para negarme la aplicación de la ley son:

1. Los daños al metrobus. Aunque yo ya no tengo sentencia por el delito de daño a la propiedad y que la ley de amnistía solo excluye a las personas condenadas por un delito patrimonial.

2. Que no me considera un detenido durante una manifestación, porque dice que en mi declaración yo negué participar en alguna acción de protesta.
Esto es importante señalar porque demuestra la ilegalidad del criterio del juez, dado que valida mi declaración para negarme el beneficio de la amnistía pero durante el juicio desecha mi declaración para sentenciarme como responsable.

Luis Fernando.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *